5 ejercicios para estimularlo en tu vientre – Mamá por primera vez

5 ejercicios para estimularlo en tu vientre

Descubre cinco técnicas para comunicarte y jugar con tu pequeño según su edad gestacional. Disfruta las reacciones que ¡jamás hubieras imaginado que tu bebé tendría!

1.- Ejercicios táctiles

  • Masajea toda tu panza con las palmas de la mano. Si tu bebé se mueve, continúa sin dejar de platicarle.
  • El papá o la persona que quieras que te acompañe pondrá de forma suave sus puños en tu vientre, presionando ligeramente 30 veces en el costado derecho en dos zonas diferentes: parte alta y baja al ritmo de la música.
  • Utiliza una linterna o lámpara pequeña sobre tu vientre y dile a tu bebé que contarán del 1 al 10. Presiona suavemente con la lámpara (en el mismo lado pero en diferentes sitios), al tiempo que cuentas uno y presionas una vez, cuentas dos y presionas dos veces, y así hasta llegar hasta el número 10. Presta mucha atención a todas las reacciones de tu pequeño.
  • Frota una textura en todo tu vientre y dile cómo es: suave, rasposa, líquida, sólida, tibia. Recuerda que él está conociendo sobre el mundo exterior a través de ti. Puedes utilizar un cepillo de cerdas, un pincel y pelotas o guantes de texturas.

 

Las caricias en el vientre son expresiones de amor y aceptación para tu bebé.

 

2.- Técnicas visuales

  • Forra una linterna o lámpara con papel celofán para disminuir un poco la intensidad de la luz. Colócala en la mitad del vientre y platícale a tu bebé que “se enciende”, manteniéndola ahí durante 5 segundos, y que “se apaga” de igual forma por 5 segundos. Tienes que repetir esta secuencia arriba del vientre, en medio y abajo, lo que ayudará a que se vuelva repetitiva y dirija su mirada y su cuerpo hacia la luz. Se recomienda hacer este ejercicio por la noche o en un cuarto oscuro.
  • Utiliza la lámpara para dibujar círculos y otras formas (como cruces) en la parte central del vientre. Descríbele las formas que está viendo y haz cambios de colores con el papel celofán.
  • Con tu pareja traza siluetas en tu vientre o lleva recortes de animales, utilizando cada una en un papel celofán de color diferente. Ahora muéstrenle al bebé las siluetas con ayuda de la lámpara, proyectándolas en el vientre. Dile: “Mira, bebé, esta es una vaca y la vaca hace muuuu”, y sigue describiéndole detalles de cada animal. Intercambia los colores del papel celofán para que tu bebe los identifique.
  • Frente a una ventana o al aire libre, expón tu vientre al sol directamente durante 10 minutos y cuéntale si está soleado o lloverá. Luego cúbrelo con una cobija oscura y descúbrelo para explicarle la luz y la oscuridad.

 

3.- Actividades auditivas

  • Introduce a tu hijo al ejercicio: “Vas a escuchar un tambor, vas a oír una flauta, van a sonar cascabeles” y enseguida preséntale el sonido a 10 o 15 cm de tu vientre (el audio de un instrumento o un sonido creado por ti). Una buena idea es sacudir una botella llena de clavos, arroz, frijoles o piedras, o bien, golpea entre sí dos palitos de madera. Explícale a qué corresponde cada sonido.
  • A unos 30 cm de distancia de tu vientre, sacude cajas pequeñas con cascabeles dentro u otros objetos. De preferencia, llena tres cajas con distintas cosas y muévelas como si fueran instrumentos musicales, a ritmos diferentes y con distintas pausas. Es muy probable que notes los movimientos de tu bebé cuando hagas música.
  • “Cuéntame un cuento” es una estimulación que interviene afectiva y auditivamente al máximo. El cuento tiene que ser corto con temas muy sencillos.
  • Consigue una flauta dulce escolar (la venden en la papelería). Tú y tu pareja hagan soplos cortos al ritmo de la música que pongan. Alterna soplos largos con cortos. Lo importante es la variación de sonidos graves y agudos para ayudarle a tu bebé a diferenciarlos.
  • Haz el cono de los sonidos: enrolla una cartulina en forma cónica y ábrele orificios laterales. Apoya el cono sobre tu vientre y canta a través de éste. Elige tu canción de cuna preferida o invéntale una. Si se la cantas todos los días, ¡al nacer tendrá un efecto maravilloso en él o ella cada que la escuche de nuevo!

 

4.- Juegos de movimiento

La adquisición de conocimientos en la infancia se basa primordialmente en el movimiento y el dominio del propio cuerpo. Comienza con bases firmes desde esta etapa:

  • Desplázate de un lado a otro en una mecedora, sentada sobre una pelota grande o de forma suave en una hamaca, cantándole a tu bebé al ritmo de tu movimiento.
  • Camina todos los días como rutina para oxigenar tu cuerpo y liberar tensiones, pero también para darle a tu bebé noción de ritmo mediante secuencias: cinco pasos atrás, dos a la derecha, dos a la izquierda.
  • ¡Baila sola o con tu pareja! Ponte ropa cómoda y zapatos bajos. Puedes hacerlo sin necesidad de moverte; sólo cierra tus ojos y escucha el ritmo de la música acariciando tu vientre.
  • En el piso traza líneas con un gis o cinta adhesiva. Camina sobre ellas poniendo un pie detrás del otro, lo cual estimulará tu equilibrio y el de tu bebé. Por seguridad, procura que alguien te acompañe durante este ejercicio. De ser así, puedes hacerlo con los ojos cerrados y los brazos extendidos como si caminaras sobre una cuerda.

5.- Mucho afecto

  • En esta actividad pueden participar todas las personas que tú y tu bebé acepten, apoyando con delicadeza y ternura sus manos sobre tu vientre, acariciándolo y hablándole con cariño a tu hijo.
  • Es momento de abrazar a tu bebé: tienes que estar en una posición cómoda para mantenerte así durante 10 minutos. Tú y tu pareja abrácense en todas las posiciones y formas que se les ocurran.
  • Observen tu panza e imaginen a ese ser tan especial, no sólo físicamente sino también su personalidad. Cierra los ojos y escucha palpitar el corazón de tu hijo, al tiempo que acarician juntos tu hermosa panza.
  • Crea un diario en donde anotes los ejercicios de estimulación que hiciste, las emociones que viviste y las reacciones que tu bebé mostró dentro de ti.

Estimúlalo según su edad

Básate en su desarrollo embrionario para que aproveche mejor los estímulos que le das:

 

MES DE EMBARAZO TÉCNICAS
1º y 2º

 

· Platica lo más que puedas con tu bebé para trabajar en las emociones y el vínculo entre ustedes y con su papá.

· Haz ejercicios táctiles y de relajación.

 

· Tu bebé ya puede percibir luces brillantes.

· Es buen momento para usar técnicas visuales, auditivas y táctiles.

 

· Acompaña las técnicas auditivas y visuales con movimientos corporales que le ayudarán, de manera integral, en su desarrollo.
5º en adelante · Utiliza la técnica “Cuéntame un cuento”, sin olvidar que tu tono de voz hará que tu bebé aprenda de forma organizada.

·       Puedes realizar todas las técnicas.

 

Alterna los ejercicios: un día realiza los visuales y táctiles, otro día los auditivos y visuales, y así sucesivamente, sin perder de vista que el estímulo más relevante es comunicarte con tu bebé y enviarle mensajes positivos sobre su llegada.

Categorias: TU EMBARAZO

Deja una respuesta

Your email address will not be published.